Graduada de la escuela de negocios, Asan Juma es una líder que busca asegurar la igualdad de oportunidades para la comunidad LGBTI+ en su natal Sudán del Sur, un país devastado por la guerra.

Allí, los homosexuales, lesbianas y otras personas LGBTI+ se enfrentan a la criminalización, la discriminación y la estigmatización. 

Salva Kiir Mayardit, el presidente, incluso negó la existencia de estas personasen el país. Como resultado, esta comunidad no tiene acceso a derechos básicos como la atención de la salud. Tampoco tiene a dónde acudir en busca de información sobre la sexualidad y la salud sexual. Se enfrentan a la hostilidad y a la invisibilidad.

En 2016, para dar voz y rostro a la maltratada y rechazada comunidad LGBTI+, Asan fundó Access for All South Sudan (AFA). La organización, dirigida por la comunidad, trató valientemente de poner fin al estigma contra las personas LGBTI+ en todo el país mediante actividades como la organización de partidos amistosos entre equipos de fútbol y reuniones con los entrenadores principales de los equipos femeninos del país. AFA también ofrece orientación profesional a estudiantes de secundaria.

En 2017, según Asan, las autoridades del sur de Sudán tomaron medidas severas contra AFA. Arrestaron a seis empleados y los detuvieron durante tres meses. Según ella, los funcionarios congelaron sus cuentas bancarias y confiscaron muebles y documentos de valor, tales como los certificados de registro de la organización. 

Asan y sus colegas temen ser asesinados por el gobierno y por eso huyeron del país en 2018. Asan se encuentra ahora en Kampala, Uganda, donde continúa su trabajo mientras busca asilo.

Envíale a Asan un mensaje de solidaridad a continuación.